En la FEC se presentaron dos compilaciones de poesías: Zapisi s jagodica prstiju y Stvar dobrih putokaza. El primer libro fue editado por el Instituto Panónico de Pinkovac (2011), y el segundo, por la filial de la Matrix Croata en Vukovar (2014).

El pasado 22 de octubre, en la Fundación para la Emigración Croata, se presentaron dos compilaciones de poesías: Zapisi s jagodica prstiju y Stvar dobrih putokaza, de Sanja Percela, de Holanda. El primer libro fue editado por el Instituto Panónico de Pinkovac (2011), y el segundo, por la filial de la Matrix Croata en Vukovar (2014).
La zagrebiense Sanja Percela (1961) cursó los estudios de Matemática en la Facultad de Ciencias Naturales y Matemáticas, tras lo cual partió a Holanda, a la Universidad de Amsterdam, para cursar estudios de Filosofía lingüística, en 1994. Publicó poesías en neerlandés en publicaciones literarias como De Tweede Ronde, Poëziekrant y Krakatau, y en la revista literaria Poezija. Una de sus poesías forma parte de la compilación Dansen op de maat van het ogenblik (Bailar según el ritmo del momento), premiada en el concurso de la Fundación Turing – De Turing Nationale Gedichtenwedstrijd en 2010. Participó en numerosas manifestaciones poéticas en Holanda, entre ellas el Het Festival Mooie Woorden (Festival de palabras lindas) en Utrecht y en el Haarlemse dichtlijn (La línea poética de Haarlem). Publicó poesías en croata en la revista Poezija. Vive en Amsterdam, Holanda, donde trabaja como traductora.
Hablaron sobre los libros presentados el Lic. Marin Knezović, director de la FEC, la Dra. Prof. Sanja Vulić, crítica, y la autora. La promoción fue moderada por la Prof. Vesna Kukavica, directora de la Sección Editorial de la FEC.
El director de la FEC dirigió unas palabras a los presentes, entre los que se encontraban los amantes de la poesía, colaboradores de la FEC, representantes de la Oficina Gubernamental para los croatas en el exterior, y amigos personales de la autora.
– En general, cuando nos encontramos en esta sala y al presentar obras literarias de los croatas en la emigración, nos encontramos con libros, prosa y poesía, enraizados profundamente en la cultura tradicional croata. Por eso me es de gran agrado el hecho de que, en esta oportunidad, con la presentación de un libro de Sanja Percela, damos un paso al costado en cuanto a dicha práctica. En lugar de sufrimientos y añoranza por los tiempos pasados, nos encontramos, en los libros de la autora, con imágenes de la cotidianeidad urbana y moderna. Breves y sin pretenciones, estas poesías no se ocultan del mundo moderno, sino que se encuentran con él de forma fácil y sin prejuicios. ¿Tenemos otra solución? Sería bueno que otros escritores de la diáspora reflexionen acerca de ello – dijo Knezović.
La Dra. Sanja Vulić, crítica de la obra, expuso una serie de observaciones interesantes desde su punto de vista profesional.
– Aunque ésta es la primera obra de la autora, la compilación de poesías Zapisi s jagodica prstiju nos presenta a una Sanja Percela madura, una artista de la palabra que surge desde lo profundo de los sentimientos vividos, especialmente en determinadas unidades temáticas del libro. En la primera, el tema central – la soledad del hombre moderno, potenciada aun más en la autora por vivir lejos de su patria, en Holanda. La poetisa Percela es ante todo una escritora que comprende el interior de la persona, que habla abiertamente de temas acerca de los que no es fácil escribir. Atestigua de forma valiente que a veces es difícil empezar un nuevo texto. A pesar de que, en este primera compilación, no todas las poesías son un logro poético, impresiona la facilidad con la que , en sus miniaturas poéticas, pasa de imágenes claramente expresadas visualmente a la esfera de los sentimientos, reconocidos y cercanos al lector sensible. La segunda compilación, Stvar dobrih putokaza, da testimonio de que la primera obra no fue fruto de la casualidad y de una inspiración momentánea. En el segundo libro los temas de las poesías son universales, en muchas de ellas se siente la impregnación de la vida moderna de Amsterdam… Los versos de estos dos libros han sido creados sin pompas. Ambos llevan al lector por el camino de la palabra y el sentimiento que vale la pena recorrer junto con la escritora Percela – concluyó Vujić.
La autora, dirigiéndose a los presentes, agradeció ante todo a todos aquellos que hicieron posible la publicación de sus obras, a sus amigos y a los organizadores de la promoción. Leyó tres de sus poesías y compartió con el público algunos detalles interesantes de su vida en Holanda. Según dijo, le significó mucho el apoyo de su amigo, el escritor de Sarajevo Faruk Šehić, quien escribió una crítica excelente de su segundo libro.

La poesía de Percela 

– La poesía de Sanja Percela, miniaturas en expresión y forma, son tomas de una cámara fotográfica invisible a través de la que la autora registra sus propios mundos íntimos. Su poesía es una imagen amoroso-erótica de su vida íntima, pero no solo eso, sino que Percela, desde su óptica y con palabras frágiles describe asimismo un mundo espiritual destruido por la guerra en sus poesías sobre Sarajevo. En ellas, la realidad destruida se pone en el contexto de una relación hombre-mujer que, con la ayuda de metáforas sutiles, representa una realidad sin melodía a causa de la guerra, tanto de Sarajevo como de cualquier otra ciudad: Vrativši se kući poslije dugo vremena/ ti si anoniman poput ulica/ kojima nisu zaboravili promijeniti ime/ nakon rata. (Al regresar a casa después de un largo tiempo / eres anónimo como las calles / a las que olvidaron cambiar el nombre / después de la guerra.) Así se suceden las cosas en la poesía de política y amor que lleva el nombre de Povratak (Regreso). Podría decirse que la característica básica de la poesía de Percelina es la tendencia hacia formas poéticas pequeñas, en las que se celebra un cosmos silencioso e imperceptible, que se desarrolla en la relación de dos amantes, y dentro de ellos mismos, donde ocurren luchas de emociones.
Esta poesía, por supuesto, no termina solo en los temas mencionados, ya que Percela, en sus ejemplos artísticos y fílmicos, encuentra material para una elaboración y dedicación poética, en formas de citas y alusiones, que se entretejen en la poesía de forma natural y orgánica. Si existiera la poesía fotográfica (independientemente de la posible ilegibilidad del sintagma), esta poesía podría ser la rama inventiva que nos puede llevar al mundo melancólico en el que las palabras pueden (así como los seres vivos), permanecer en el aire, todas aquellas palabras y suspiros de una relación amorosa, de la que esta poesía es un tipo de reconstrucción de una tristeza leve con la que comienza y termina cada relación de amor. Probablemente la celebración de la vida es la mejor definición de la poesía de Percela, de aquella vida que, como lo dice un verso de Ungaretti, podría llevar el nombre de un collar de melancolías cotidianas – según valoró Šehić refiriéndose a la compilación Stvar dobrih putokaza.

Texto: Diana Šimurin-Šoufek; Fotos: Snježana Radoš