Cada mes de Agosto se presenta la manifestación llamada „Lito s nami, lipo s nami“, que incluye una serie de eventos a través de los que se transmite la tradición y la cultura de los croatas de Molise.

En la localidad de ”selo”, donde se encuentra la iglesia de Santa Lucía, el 15 de agosto, día de la Asunción de la Virgen, las familias croatas se reunieron en el parque frente a la misma. Una interesante historia se relaciona con este lugar de oración: a principios del siglo pasado, nadie se interesaba especialmente por este lugar, en aquel entonces un parque de tantos, hasta que un ciego del pueblo soñó que justamente aquí había una iglesia. Los pueblerinos, gracias a su insistencia, comenzaron a estudiar el terreno, y encontraron los cimientos de una capilla sobre los que, más tarde, construyeron una nueva. También se encontró un antiguo cementerio, y todos los huesos encontrados se depositaron en un lugar especial. Sobre el altar de la iglesia, está la inscripción: Sveta Luca Mol za nas (Santa Lucía, ruega por nosotros.)

En Mundimitar se organiza asimismo una carrera de burros, traídos de cuatro diferentes lugares. La duración de la carrera depende de la voluntad de los cuadrúpedos. Después de designar al ganador, el intendente convida a todo el pueblo con un almuerzo de espaguetis al aglio, olio y peperoncino, además de vino local.
La Fundación Agostina Piccoli presenta en agosto el concurso literario para los mejores versos escritos na našo, o en el dialecto croata de Molise. La FEC filial Split se unió al evento con la presentación de Goran Borčić, asesor del Museo de la ciudad de Split, autor del libro Oružje iz fundusa Muzeja grada Splita (Armas de la colección del Museo de la ciudad de Split). Borčić presentó un DVD con una colección de armas de los tiempos de la llegada de los croatas de Molise a la región. La presentación se llevó a cabo el 17 de agosto y esa misma noche, llamada Večera na-našo, se hizo entrega de los premios a las mejores obras literarias. El moderador de la velada fue Antonio Sammartino, asimismo organizador del evento. Los premiados fueron: Lucio Caruso, Enrico Cocciolillo y Luigi Gentilini. Este último aprendió el idioma croata en el curso organizado por la FEC filial Zadar.

Este año presenciamos un evento histórico: S našimi riči, la publicación de la Fundación Piccoli, fue traducida al Braille. El libro fue traducido por el Prof. Ivan Krznarić, de Zagreb, quien dirigió unas palabras al público. Finalmente, el intendente Sergio Sammartino apoyó con satisfacción la iniciativa de declarar a Mundimitar ciudad de poetas. La sección musical estuvo a cargo del joven grupo vocal Kroatarantata. La traductora del evento fue Vesna Sammartino.

Al día siguiente, 18 de agosto, todo el lugar disfrutó de Pasta e fagioli, un festival de comida, música y alegría. Es el día del nacimiento de Marko Marulić, padre de la literatura croata, contemporáneo de la llegada de los croatas a Molise, quienes aún hoy conservan el idioma con el que el escritor escribió su obra Judita. Inconscientemente, esto hace nuestra unión más fuerte.

Texto y fotos: Branka Bezić Filipović