Al término del concierto en Bar, el coro de Santa Cecilia cantó en la Santa Misa en la catedral de San Tripun, en Kotor, y en la sala del Centro Cultural en Tivat: dio su apoyo al concierto la FEC filial Split y gracias a la organización de las instituciones croatas de Montenegro

En la cripta de la Concatedral de San Pedro, en Bar, el pasado 29 de noviembre se llevó a cabo el „Concierto regalo a la Concatedral“, ante un público muy numeroso. Actuó en el mismo el coro de Santa Cecilia, de Hvar, dirigido por Slavko Reljić. La donación para el evento fue del Fondo de Protección y realización de los derechos de las minorías de Montenegro, con el apoyo de la Fundación para la Emigración Croata filial Split, encabezada por su directora, Branka Bezić-Filipović, y la oficina parroquial de Bar.
Organizó el concierto la Asociación cultural croata „San Jerónimo“ – Bar, y los coorganizadores fueron el Consejo Nacional Croata de Montenegro-Tivat y la Asociación Civil Croata de Montenegro-Kotor.
El coro de Jelsa, perfectametne ensayado, interpretó obras sacras tanto croatas como extranjeras, y varias canciones populares tradicionales – kolenda, características de esta época de Adviento.

Al término del concierto en Bar, el coro cantó en la Santa Misa el día 30 de noviembre, primer domingo de Adviento, en la catedral de San Tripun, en Kotor, y por la noche se presentó en la sala del Centro Cultural en Tivat.

Los invitados fueron recibidos a la entrada por los miembros del conjunto folklórico HNV, vestidos en los trajes típicos recién estrenados. La moderadora de la velada fue Ana Šarčević, profesora de idioma croata. El coro interpretó doce obras de carácter sacro y popular. En tres de ellas actuó como solista Vinko Maroević, tenor de la Ópera del Teatro Nacional Croata de Split, y en una canción popular, Juraj Zaninović, un talentoso bajo de 16 años. El concierto finalizó con la Ralilulela, obra tradicional de Zaton, Dubrovnik.

Estuvieron presentes en el evento: Marija Vučinović, presidente del HGI y ministra de gobierno de Montenegro; Zvonimir Deković, presidente del HNV de Montenegro; Ilija Janović, presidente del OOHGI; Ljerka Sindik, presidente del HGD filial Tivat; Adrijan Vuksanović, presidente de la Asociación croata Dux Croatorum; Tripo Shubert, miembro de la comisión directiva del HGD de Montenegro; Branka Bezić Filipović, directora de la Fundación para la Emigración Croata filial Split; Erfat Mulić, presidente del NVO Galaxy, y sacerdotes del Obispado de Kotor.

Al final de la velada, el director del coro, fundado en 1952, hizo entrega de diplomas de agradecimiento. La presidente del HGD filial Tivat, Ljerka Sindik, recibió una Cruz de Hvar, y la directora de la FEC filial Split, Branka Bezić Filipović, recibió una monografía.

(Radio Dux)

Fotos