La Fundación para la Emigración Croata, en cooperación con la Biblioteca Marko Marulić, por quinto año consecutivo organizó la celebración del Día de la Independencia de Chile, el pasado 18 de septiembre

Motivada por la gran cantidad de retornados de Chile que viven en la ciudad, la filial Split de la Fundación para la Emigración Croata, en cooperación con la Biblioteca Marko Marulić, por quinto año consecutivo organizó la celebración del Día de la Independencia de Chile, el pasado 18 de septiembre.
El programa de este año, en el que se incluyeron la Escuela Primaria Bol, de Split, y la Editorial Bošković, fue dedicado a escritores chilenos de raíces croatas que, según datos recientes, suman un total de 250. Algunos de ellos han sido recientemente premiados con reconicimientos de presigio.
Patricia Štambuk Mayorga ha sido nombrada miembro concurrente de la Academia Chilena de la Lengua. Antonio Scarmeta Vraničić recibió el premio nacional. Y próximamente se celebrará el centenario del nacimiento de Raimundo Kupare, quien recibió el título académico post mortem.
Bruna Perić y Nina Šodan, alumnas de la escuela primaria Bol, de Split, leyeron poesías de Ramón Díaz Eterović, Antonio Rendić Ivanović, Antonio Scarmeta Vraničić y Andrés Morales Milohnić, de raíces de Split por parte de su abuela Ljubica Roja. Una de las poesías en idioma español fue leída por Daniela Miličević, nacida en Punta Arenas, y ahora alumna de la escuela secundaria en la ciudad dálmata.
Finalmente, se proyectó la película sobre Pepita Turina, preparada por Branka Bezić Filipović, directora de la FEC filial Split. Pepita Turina dejó una profunda huella en la literatura chilena de raíces croatas. Fue fundadora del Teatro Experimental de la Universidad de Chile y de la Asociación de Amigos del Libro. Recibió numerosos premios por su labor literaria.
La Editorial Bošković imprimió traducciones de esta valiosa literatura, que durante la velada los invitados pudieron ver y hojear.
Además de los amigos de Chile y los retornados que viven en Split y sus alrededores, se unieron a los festejos algunos croatas de Chile que se encuentran transitoriamente en Split, como Marcelo y Fernando Miličević, empresarios de Magallanes, Jasna Tudor, esposa del fallecido médico Petar Tudor, quien fue un gran amigo de la ciudad de Split, y muchos otros.
La República de Chile celebró 204 años de independencia, y los croatas dieron un gran aporte al desarrollo de este lejano país, que agradeció personalmente el presidente chileno Ricardo Lagos Escobar, descubriendo la placa recordatoria en Škrip, en la isla de Brač. Chile fue la primera nación sudamericana en reconocer la independencia de Croacia, y no por casualidad.

Texto: Branka Bezić Filipović