La misa fue celebrada por el párroco de Jimbolia (en las cercanías de Keča, Temišvar, condado de Timiš), el padre Davor Lukačela. Después del sermón, el embajador Davor Vidiš dirigió unas palabras a los fieles.

El pasado 8 de enero, en Bucarest, se celebró la primera misa en idioma croata en la capilla de la Catedral de San José, para la pequeña comunidad croata que participó de su organización, con la ayuda de la Embajada de la Rep. de Croacia en la capital rumana.
La misa fue celebrada por el párroco de Jimbolia (en las cercanías de Keča, Temišvar, condado de Timiš), el padre Davor Lukačela. Después del sermón, el embajador Davor Vidiš dirigió unas palabras a los fieles, agradeciendo especialmente al padre Davor Lukačela por su aporte desinteresado y su venida a Bucarest, y la esperanza de que la comunidad croata crezca en los próximos años.
El Arzobispo de Bucarest, Ioan Robu, dio la aprobación para la celebración de la misa en idioma croata en la capilla de la Catedral de San José, así como el permiso para las próximas, que se harán una vez al mes.
(IKA)