En el Centro cultural croata de San Pedro, California, se llevó a cabo la „Velada del chocolate y la tagua“, como parte de la cooperación entre dicho centro y la Fundación para la Emigración Croata filial Split, en el programa de unión entre los croatas del Pacífico norte y sur.

La velada se dedicó a la ecuatoriana Lourdes Delgado, casada con Simón Pandzic, y que en su calidad de productora de cacao y chocolate fue elegida como Mujer del Año 2011 en Ecuador. Es copropietaria de la empresa londinense Seventy per cent, que cuenta con numerosos negocios en todo el mundo. Lourdes produce el chocolate llamado Chchucululu, envuelto en cajas coloridas hechas de tela con motivos folklóricos.
Lourdes vive en Guayaquil, y proviene de una familia que se ha dedicado a la producción de cacao y chocolate durante las últimas cuatro generaciones, y se educó en Londres y Boston. El cacao de Ecuador es el mejor del mundo y se exporta en su mayoría a los EE.UU., Alemania y Bélgica.
Lourdes Delgado también tiene una afinidad por el arte, y elabora joyas de tagua, una semilla de palma también conocida como nuez de marfil o marfil vegetal. La palma da fruto cada quince años, y la semilla debe secarse durante tres meses para estar en condiciones de ser trabajada. A mediados del siglo XIX comenzaron a elaborarse joyas para ser exportadas a Europa. Por ese motivo, los croatas comenzaron a llegar a Ecuador. Actualmente, la tagua se sigue usando con ese fin, pero solo en series muy limitadas, para creadores de moda como Valentino, Versace y otros.
El sábado 17 de enero se llevó a cabo una exposición de joyas y chocolate de Lourdes Delgado de Pandzic en el Centro cultural croata de San Pedro, ante la presencia de numerosos croatas y ecuatorianos, y miembros de la diplomacia de Los Ángeles. Cabe destacar el esfuerzo de la ecuatoriana Elba Berruz, amiga del Centro que unió a ambas naciones. El evento fue inaugurado por Maya Bristow, presidente del mismo.
El centro cultural croata / Croatian Cultural Center of Greater Los Angeles fue fundado en 2001 y su sede se encuentra en un edificio histórico construido en 1928, que alguna vez fue un banco. Fue inaugurado por el entonces concejal Rudy Svorinich Jr, y la ciudad de Los Ángeles destinó dicho espacio a los croatas para organizar eventos culturales. Con el tiempo, el CCC se transformó en un espacio reconocido que ofrece eventos como exposiciones de arte, proyecciones teatrales y fílmicas, veladas poéticas, y presentaciones de libros. El centro también es sede del coro Izvor.
La presidente Maya Bristow y los vicepresidentes Frane Jerkovic y mark Lorrin destacan con orgullo que es justamente en dicho centro donde se interpretaron por primera vez obras de compositores croatas interpretados por el cuarteto de cuerdas de la Orquesta filarmónica de Los Ángeles, con motivo del Día del Estado Croata en 2014.

Texto: Branka Bezić Filipović